Blogia
pandeoro

A Raquel Alejaldre la montaña no le impide llegar a lo más alto

Llevamos dos días en los que El Periódico de Aragón dedica  su sección de contraportada "En primera persona" a situaciones vividas por personas con diversidad funcional. Esta sección es una buena puerta para que individualmente se planteen situaciones que merecen ser reseñadas. Pero consigue algo más. Consigue poner sobre la mesa los agujeros del sistema social cuando tiene que hacer frente a circunstancias que no encajan exactamente en el valor de promedio.

Raquel Alejaldre cuenta su experiencia, y nos enteramos de que con una discapacidad visual, reconocida con un 78% de minusvalía, no hay montaña que se le resista. Esta jacetana ha escalado los 6.000 metros del Kilimanjaro, los más de 5.600 del Damavand, los 3.500 del Mulhacen y así hasta más de una decena de cimas. La única que se le ha resistido, debido al mal tiempo, ha sido el Mont Blanc, de cuya cumbre se quedó a 500 metros hace tan sólo una semana.

Esto en la montaña. Cuando Raquel baja a las aceras de la sociedad, "denuncia que no es fácil acceder a un empleo, a pesar de haber demostrado, cuando fue dependienta en una tienda, que puede hacerlo tan bien como el mejor. Ya ni siquiera estoy apuntada al paro. Te da rabia ir a las entrevistas, porque siempre cogen a otro. La Administración no está preparada...". Curioso que la naturaleza, con toda su dureza,  ponga menos dificultades para desarrollar una vida con diversidad funcional que la sociedad de este denominado "estado del bienestar".

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres